Corinthians se viste de gloria

Libertadores: Corinthians cumple primer sueño continental

Corinthians Campeón_31181105

El sueño de Corinthians se convirtió en realidad. (AP Images)

Exclusiva FOX Deportes

by: Samuel Navas

Llegó el día, se cumplió la fecha. Al despertar y abrir los ojos lo primero que invadió la mente después de una colección de sueños fue la frase “hoy es la final de Libertadores”. Fue, es y será siempre un gusto observar el fútbol sudamericano con sus mejores exponentes. La final de vuelta se jugó y el campeón con mucha dignidad levantó el premio.

GALERÍA: Postales que deja la final de vuelta de Libertadores

Corazón versus estrategia
Boca Juniors salió al Pacaembú con su cuadro titular, siendo la única variante la inclusión de Franco Sosa ante la ausencia de Facundo Roncaglia, por razones ya conocidas. El ímpetu y las ganas enviaron al frente al batallón boquense, buscando poner la presión sobre los hombros paulistas. Las emociones no eran tan intensas en las llegadas del visitante. Buscando las bandas y el control de medio campo en las piernas de Román Riquelme. Corinthians esperó, se metió bien en su campo, cerrando el centro, confiando en las salidas de Cássio para cortar el peligro y apostando a la contra con la explosión de sus puntas.

Orión tuvo que abandonar después de sufrir un impacto en la rodilla por parte de un compañero, no aguantó, renunció a jugar con la molestia que podía poner en riesgo el marco boquense. Ingresó en su lugar Sebastián Sosa, a repetir final, fue el arquero titular de Peñarol en la final de la edición anterior frente a Santos de Brasil. Pero su trabajo no tuvo un final feliz. El primer tiempo llegaba a su culminación con los dos equipos tensos, pensando como vulnerar uno al otro y por qué sectores se podía ingresar a la gloria.

Llega el invitado a coronar
Con el arranque del segundo tiempo, Corinthians apostó más a su tranquilidad dominando el balón. Aunque no fue un dominio para matar el juego, el dominio fue para cansar y marear en cierta medida a la media cancha de Boca Juniors. Su mejor arma defensiva fue eliminar del esquema visitante a Riquelme, que no se movió mucho por el balón, y eliminar a Santiago Silva. Toques de Paulinho, Danilo y Emerson con gran velocidad, con cambios de rumbo sin pelota, situaciones que Boca Juniors no pudo predecir y que llevaron a Corinthians a poseer de mejor forma el ritmo de juego.

El sabueso del gol, Emerson, recibe un balón de esos sazonados con un poco de suerte para el pie de un matador y define sobre el cuerpo de Sosa, la paridad se rompía, la gloria tocaba la puerta de Pacaembú y trae bajo el brazo un título, el primero para Corinthians si confirmaba el resultado. Y que forma de confirmarlo, de nuevo el sabueso Emerson se avivó en una jugada lenta de Schiavi en defensiva, que por regresar el balón para abrir el campo por otro sector cometió el error de la noche. Emerson domina, le cambia la rotación al dichoso balón que le pidió que lo mandase a besar las redes con un toque fino, toque imposible de desviar para Sosa que solo sobó la redonda que lo cruzó y le gritó al marcador que pusiera el segundo gol en la cuenta de Corinthians.

Justa corona
Corinthians puso la sapiencia, la inteligencia, la concentración. Boca Juniors puso los errores, las fallas que le significaron decirle ‘hasta la próxima’ a la copa que lo emparejaba con Independiente en cuanto a títulos ganados. Cássio no tuvo problemas atrás, pero seguramente fue por su impecable colocación que en ningún momento tuvo que dar un paso más para tapar los espacios. Chicao fue vital para las salidas con seguridad de Corinthians, bajó las instrucciones de Alessandro y con una buena contención que manejó en todo el segundo tiempo los movimientos de Boca Juniors.

Emerson se vistió de verdugo para los ojos de Boca Juniors y como titán para los paulistas que esta noche no dormirá con el carnaval que significa pasear con la Copa Libertadores en el poder.

Nos leemos en próximos contextos.

 

 


Videos